Remedios naturales

Remedios naturales para las quemaduras solares.

En las horas de mayor incidencia de los rayos ultravioleta, es posible que, aunque tomemos precauciones, el bloqueador solar no sea suficiente bien porque hemos aplicado poca cantidad, porque nuestro cutis es muy delicado o porque hemos permacido demasiado tiempo expuestos al sol; aparecen, entonces, las quemaduras solares que comienzan por un leve picor, irritación y enrojecimiento y terminan por inflamar la epidermis, causar descamaciones y, en los casos más graves, producir ampollas.

Las quemaduras solares deben ser examinadas lo antes posible, sobre todo si revisten cierta gravedad y han aparecido en partes muy sensibles de tu piel o en el rostro. Las recetas caseras que te daremos a continuación sirven para descongestionar la piel cuando hay una irritación leve pero no pueden sustituir a los medicamentos de uso tópico que se utilizan cuando existen quemaduras importantes.

¡Apúntatelas y verás como te ayudan a aliviar el escozor y a descansar tu piel!:

* Tomate: corta unas rodajitas de tomate y colócalas sobre tu frente, mejillas y mentón con cuidado de no tocar tus ojos. Luego, espera 20 minutos, retíralas y lava tu cara con agua fría. El tomate fresco tiene efecto descongestionante.

* Alóe Vera: extrae un poco de la sustancia que se encuentra en el interior de sus hojas y extiéndela sobre tu rostro y cuello. Deja que actúe 15 minutos y enjuaga tu cara con agua fría. Esta planta tiene propiedades regeneradoras y calmantes.

* Mascarilla y yogurt y uvas: machaca seis uvas peladas y sin pepitas y mézclalas con tres cucharadas de yogurt natural. Deja que enfríe en el refrigerador y extiende esta crema sobre tu cutis dejando que repose unos 20 minutos. Luego aclara con abundante agua fría y aplica tu hidratante habitual. Las uvas son ricas en vitaminas y antioxidantes mientras que el yogurt hidrata y calma tu piel.

* Aceite de almendras dulces: si notas que tu piel se despelleja, aplica un poco de aceite de almendras dulces sobre la zona afectada durante dos o tres días. Es uno de los mejores remedios para la sequedad ya que nutre en profundidad, sobre todo si lo combinas con unas gotitas de ampolla de vitamina E.

* Infusiones de manzanilla o té negro:
otra opción a tu alcance es preparar un tónico casero utilizando infusión de manzanilla (descongestiona y calma la irritación) o té negro (contiene ácido tánico que alivia el dolor y favorece la regeneración celular). En cualquiera de las dos opciones es recomendable aplicarlo bien frío para bajar la inflamación.

Otros consejos que debes tener en cuenta:

* No salgas a la calle sin aplicarte protector solar, ni en verano ni en invierno.

* Toma bastante agua para hidratar tu piel también desde el interior.

* Nunca apliques el agua fría de la ducha a presión sobre tu rostro ya que luego te dolerá aún más.

* Estáte atento a síntomas como fiebre, ampollas, náuseas o dificultades para respirar pues si se producen probablemente sufras una insolación. Acude cuanto antes al doctor en este caso.

Biografía

SomosBellas

Filóloga de Profesión y Bloguer a tiempo completo, amante de los gatitos y una apasionada de las letras e internet.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies