Belleza y Salud

Depilación. Piel más suave durante más tiempo.

Lucir una piel bonita y sedosa es fácil. Eige el método que mejor se adapte a tu epidermis y despídete del vello.

1) Por partes

* Piernas: la sequedad y la mala circulación son los principales problemas de las piernas. Las depiladoras eléctricas y la cera te ayudarán a lucirlas suaves y bien depiladas.

* Axilas: son especialmente sensibles a los tirones y se irritan con facilidad. Los expertos aconsejan el láser frente a la cera, ya que las axilas están próximas a los ganglios y es preferible evitar un tirón en esa zona.

* Ingles: la sensibilidad y tendencia al enquistamiento en esta zona, hacen que el láser sea la mejor alternativa. La cera sería otra opción, aunque más dolorosa.

* Cara: es la parte más visible del cuerpo y es altamente sensible. Por ello, te recomendamos que te pongas en manos de un especialista.

Cada zona del cuerpo es diferente, la piel tiene una textura y densidad distinta y es por ello que te aconsejamos que apliques una técnica específica para depilarte en cada una de ellas.

2) Láser: una solución definitiva cada vez más asequible.

Este sistema de depilación, que cada día cuenta con más adeptos, está basado en la eliminación de los folículos pilosos mediante pulsos de luz.

Antes de aplicarlo, se debe realizar un diagnóstico personalizado para determinar qué tipo de láser se ha de utilizar según la zona a tratar, el color del vello y el tono de la piel. En la primera sesión de tratamiento se realiza un disparo de prueba y luego se usa el láser (Alejandrita y Neodimio Yag son los más populares). Deben pasar entre dos y tres meses entre cada sesión, ya que es el tiempo que tarda el vello, que estaba en reposo, en salir completamente.

Un especialista es quien debe determinar cuántas sesiones debe realizar cada paciente. Aunque requiere de alguna sesión de repaso, el láser es un tratamiento permanente que logra eliminar definitivamente el vello.

3) Las ceras: todo un universo por descubrir

Elaboradas con diferentes sustancias entre las que se encuentra la cera de abejas, se presenta en distintas modalidades:

* Caliente: elimina de raíz y rápidamente una buena cantidad de vello, pero es un método doloroso y poco aconsejable si tienes varices.

* Tibia: cada vez es más popular, es muy higiénica y no deja la piel enrojecida.

* Fría: es ideal para quienes tienen problemas circulatorios, pero no es tan efectiva como las anteriores porque los poros se dilatan menos.

Si te depilas con cera caliente o tibia, aplícatela con una espátula donde vayas a depilarte y retírala en sentido contrario al crecimiento del vello. Por otro lado, la depilación con cera fría se realiza con bandas de papel que llevan la cera incorporada y se aplican directamente sobre el cuerpo.

Es un tratamiento eficaz pero de duración determinada, entre 3 ó 4 semanas, dependiendo del tipo de vello.

4) Depiladoras eléctricas: prácticas y económicas.

Estos aparatos son muy prácticos por su tamaño, ya que son fáciles de trasportar y se pueden utilizar en cualquier momento. Además de eliminar el vello de raíz, las depiladoras eléctricas son asequibles, porque sólo has de comprar la máquina, permiten una depilación rápida (suelen incorporar doble cabezal) y son efectivas incluso con el vello muy corto.

Coloca el cabezal en la zona a depilar y desplázalo en la dirección contraria a la que crece el vello varias veces hasta que lo elimines del todo.

Estas máquinas además de eliminar el pelo de raíz, lo debilitan y provocan una disminución progresiva del mismo. La frecuencia de depilado suele ser cada 4 semanas.

5) Cremas depilatorias: suavidad al instante.

Son productos químicos que actúan sobre la parte superficial del vello, aunque no lo eliminan de raíz.

Aplícate la crema sobre la zona que quieras depilarte sin sobrepasar el tiempo indicado para evitar rojeces. Luego, acláralo con abundante agua fría.

Es un método rápido e indoloro que deja la piel suave al momento, aunque es poco duradero y exige una depilación mucho más frecuente que el resto.

Biografía

SomosBellas

Filóloga de Profesión y Bloguer a tiempo completo, amante de los gatitos y una apasionada de las letras e internet.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies