Belleza y Salud

Consejos para eliminar espinillas y puntos negros

La aparición de espinillas y puntos negros es una condición que afecta principalmente a la piel grasa y con tendencia al acné.

Los puntos negros están causados por el exceso de grasa que se acumula en los poros, la cual se oxida después dando lugar a ese característico color oscuro.

Las espinillas tienden a ser estructuras estables. A veces tardan mucho tiempo en desaparecer. Las causas más comunes de su presencia son:

  • Cambios hormonales que aceleran la producción de las glándulas sebáceas.
  • Una mala higiene facial
  • La polución y el alto grado de humedad del entorno
  • El uso de cosméticos y maquillajes con siliconas o de base oleosa
  • Exceso de células muertas en la piel que obstruyen los poros

Para evitar la formación de espinillas y puntos negros es primordial mantener la piel hidratada y muy limpia. Lava tu cutis por la mañana y por la noche con un jabón facial muy suave. Si te has maquillado, es necesario retirar todos los restos de cosméticos con productos especiales para este fin.

Una vez cada quince días conviene hacer una limpieza facial profunda. Para ello:

  1. Lava tu rostro con agua y jabón facial.
  2. Con el cutis aún húmedo, aplica una exfoliante, evitando el área de los ojos y de la boca. Insiste en la zona del mentón, la frente y las aletas de la nariz ya que en estas partes se acumula mayor cantidad de impurezas. La exfoliación no sólo sirve para retirar células muertas y afinar la textura de la piel; también favorece la irrigación sanguínea e incrementa la capacidad de absorción de los poros para aprovechar al máximo los principios activos de las cremas y mascarillas que apliquemos después.
  3. Para realizar las extracciones primero debemos abrir los poros. El vapor de agua será nuestro mejor aliado. Coloca una cazuela con agua caliente a 30 cm de tu rostro y cubre la cabeza con una toalla para que se concentre el vapor. Debes tener mucho cuidado de que no se derrame el agua, pues podrías quemarte.
  4. Finalmente, con las manos muy limpias, extraeremos los puntos negros y espinillas apretando con la yema de los dedos las áreas afectadas (nunca con las uñas). Es aconsejable envolver la punta de los dedos que usas para apretar en unas gasas antisépticas, así evitarás infecciones posteriores.
  5. Termina la sesión aplicando una loción tonificante para cerrar de nuevo los poros y luego una crema hidratante.

Recuerda que después de una limpieza profunda, no es aconsejable maquillarse hasta el día siguiente para dejar que la piel se regenere y descanse.

Te invitamos a ampliar la información sobre este tema en nuestro artículo “Cómo quitarse una espinilla sin dejar marcas”

Biografía

SomosBellas

Filóloga de Profesión y Bloguer a tiempo completo, amante de los gatitos y una apasionada de las letras e internet.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies