Originalmente el aquarunning era un método empleado en fisioterapia para la recuperación de lesiones, pero pronto se descubrieron los beneficios de este deporte para todo tipo de personas.



Básicamente, el aquarunning consiste en correr en el agua (por lo general en piscina). El agua debe llegar a la altura de los hombros y no se debe tocar el suelo de la piscina con los pies. Son movimientos en falso que simulan una carrera y se repiten en varias series con diferentes intensidades.

Beneficios del aquarunning para la salud:

  • Mejora la flexibilidad.
  • Favorece la circulación de la sangre.
  • Aumenta la capacidad cardio-respiratoria.
  • Trabaja todos los músculos del cuepo.
  • Ayuda en la recuperación de lesiones musculares o articulares.
  • Contribuye a la quema de calorías.
  • Se reduce la fatiga en el entrenamiento de los corredores.

La gran ventaja del aquarunning es que no causa un impacto fuerte en las articulaciones por lo que las personas con enfermedades, dolores o lesiones pueden practicar esta actividad física.

En verano es el deporte ideal para ponernos en forma y disfrutar del buen tiempo.

Muchos deportistas de élite practican aquarunning para complementar sus entrenamientos porque es realmente placentero pero a la vez trabaja los músculos de forma intensa gracias a la resistencia del agua.

En algunas piscinas hay entrenadores que nos guían para aprender esta disciplina. Una vez que conocemos bien la técnica, podemos practicar aquarunning solas.