Remedios naturales

Manzanilla para el cuidado de la piel


usos cosméticos de la manzanilla



Posiblemente conozcas ya las virtudes de la manzanilla como planta medicinal (por ejemplo es muy popular en forma de infusión para facilitar las digestiones). Pero muy pocos hablan de sus propiedades dermatológicas. Te invitamos a que las descubras y aprendas a aprovecharlas con la información que te daremos en este artículo.

Beneficios de la manzanilla para el cuidado de la piel

La manzanilla (Matricaria chamomilla) es una planta originaria de Asia aunque se encuentra ya en muchos países del mundo. Crece en muchos tipos de terrenos, desde cultivos hasta lugares abandonados.

Entre los componentes de la manzanilla podemos encontrar: vitamina C, betacarotenos, ácido linoleico, oleico y palmítico, hidratos de carbono como la fructosa, flavonoides, ácido antémico, geraniol, borneol, apigenina y aceite esencial. Este último es muy valorado en aromaterapia por sus propiedades calmantes e hidratantes.

Su infusión, a pesar de ser mucho menos concentrada que el aceite esencial, no está exenta de virtudes.

  • Es apta para cualquier tipo de piel, incluso la piel sensible.
  • Tiene propiedades antisépticas. Sirve para curar heridas, ampollas y orzuelos.
  • Además posee un alto contenido en mucílagos que ayudan a regenerar la piel.

Pero ¿cómo emplear la manzanilla en cosmética? Veamos algunos de sus usos

Hidrolato de manzanilla

Es la forma más sencilla y económica de utilizar la planta de la manzanilla con fines cosméticos. El hidrolato de manzanilla funciona como un excelente tónico facial para pieles estresadas o con tendencia al acné. Su uso continuado ayuda también a reducir las manchas de la cara consiguiendo un tono más uniforme.

Crema de manzanilla

Las presentaciones en crema son muy prácticas para hidratar nuestra piel a diario. La manzanilla tiene propiedades antisépticas, antiinflamatorias y humectantes que la convierten en el ingrediente ideal de cualquier crema facial. Puedes echarle un vistazo a este video para aprender a hacer una crema casera de manzanilla.

Aceite esencial

Es ideal para hidratar la piel seca y realizar masajes terapéuticos. Debe diluirse antes en un aceite vegetal como el aceite de almendras o el aceite de jojoba.

Bolsas de té

Son un remedio casero infalible para las ojeras. Gracias a las propiedades antiinflamatorias de la manzanilla recuperarás el aspecto «buena cara» en cuestión de minutos.

¿Qué te han parecido estos consejos? Seguro que has utilizado más de una vez esta planta en algún remedio casero. ¡Que no falte en tu despensa!


También te puede interesar

Biografía

SomosBellas

Copywriter y periodista freelance en Emprendecontuweb. Me especializo en la redacción de contenidos optimizados para SEO en los blogs corporativos de mis clientes. Me apasiona la lectura y dedico parte de mi tiempo libre al cuidado de los animales.