En forma

¿Por qué deberías estirarte como un gato al despertar?


estirar como un gato

Si convives con un gato seguro que has observado en más de una ocasión cómo se despereza tu amigo de sus largas siestas. Después de los habituales bostezos, los gatos comienzan a estirar sus patas delanteras y traseras, arqueando su columna.


Pues aunque no lo creas, tienes mucho que aprender de esta buena costumbre de tu gato al hacer estiramientos nada más despertarse. ¡Te contaremos por qué!

Empieza el día con buen pie

No hay nada mejor que los estiramientos matutinos para llenarse de energía antes del primer café.

estiramientos al despertar

  • Los estiramientos mejoran la elasticidad del cuerpo y el equilibrio, cualidades que permanecen «dormidas» cuando el cuerpo pasa largas horas en reposo. Al reactivar los músculos, todos los movimientos que hagamos después se realizan de forma fluida.
  • Al estirar también mejoramos la circulación de la sangre y el transporte de oxígeno. Esto a su vez nos ayuda a eliminar las toxinas de desecho.
  • Si pasas varias horas sentada en tu trabajo, definitivamente te recomendamos practicar estiramientos al despertar. Con este sencillo gesto, reduces el riesgo de sufrir contracturas musculares que causan dolor en el cuello y la espalda.
  • Por último, los estiramientos requieren concentración mental y son por ello una forma fantástica de despejarnos cuando todavía estamos algo adormiladas. No olvidemos que el ejercicio libera endorfinas que mejoran nuestro estado de ánimo, así que si quieres comenzar tu día con una actitud positiva ¡imita a tu gato y comienza una sesión de estiramientos!

 


También te puede interesar

Biografía

SomosBellas

Copywriter y periodista freelance en Emprendecontuweb. Me especializo en la redacción de contenidos optimizados para SEO en los blogs corporativos de mis clientes. Me apasiona la lectura y dedico parte de mi tiempo libre al cuidado de los animales.