Belleza y Salud

Uso del corrector y de la base de maquillaje para una piel uniforme y lisa.


productos cosméticos base corrector

Muchas veces buscamos trucos y tutoriales para aprender a maquillar nuestros ojos de forma sofisticada, difuminar correctamente las sombras y conseguir así un audaz e impactante look ahumado… Pero nos olvidamos de que lo más importante para lograr un maquillaje de revista es recrear una piel perfecta: uniforme y sin brillos pero capaz de captar la luz que la rodea sin verse acartonada o artificial.



El secreto está en elegir los productos cosméticos adecuados y saber aplicarlos sabiamente. Existen diferentes tipos de base de maquillaje: líquidas, cremosas, compactas, con filtro solar, con tratamientos antiedad, etc. Además de la base, en nuestro neceser no pueden faltar tampoco productos básicos como la pre-base, el corrector o los polvos sueltos.

Hoy te hablaremos un poco sobre la función de cada uno de estos cosméticos para que puedas aprovechar mejor sus ventajas y conseguir de este modo una piel luminosa y de textura aterciopelada.

¿Qué productos de maquillaje utilizamos sobre el rostro?

Los maquilladores profesionales recurren a estos productos para lograr un acabado perfecto:

  • Pre-base: se aplica después de la crema hidratante. No es necesaria en todos los casos pero es conveniente utilizarla si deseas disimular arrugas o poros muy dilatados. También se recomienda su uso cuando necesitamos un maquillaje de larga duración.
  • Base de maquillaje: tienen diferentes tipos de presentación. Las de textura cremosa son ideales para pieles secas o para climas más bien fríos. Las bases fluidas se adaptan a todo tipo de pieles y ofrecen un acabado muy natural. Por último las presentaciones compactas son mejores para las pieles grasas o en verano cuando la piel transpira más; tienen un acabado traslúcido y son menos cubritivas que las anteriores pero bien aplicadas se integran de maravilla con el cutis, sobre todo si no tenemos demasiadas imperfecciones.
  • Correctores: sirven para disimular ojeras y manchas, o bien como iluminador para dar una sensación de luz y volumen.
  • Polvos sueltos: se aplican después de la base para un acabado aterciopelado. También sirven para fijar el maquillaje y disminuir los brillos en la zona T.

Trucos de los maquilladores profesionales para aplicar los cosméticos.

Para conseguir un resultado impecable, el primer paso consiste en preparar tu piel para el maquillaje. La limpieza e hidratación del cutis son rutinas indispensables para que los cosméticos se fijen bien y tu piel mantenga una apariencia suave y luminosa.

La falta de humectación hace que la piel absorba de forma irregular la base tu maquillaje que, en consecuencia, cobrará una textura dispareja.

A la hora de maquillar el rostro, para una cobertura ligera, mezcla unas gotitas de tu crema hidratante con la base de maquillaje. Esta es la opción más práctica si buscas un look fresco y natural.

Si por el contrario deseas un maquillaje más cubriente, puedes mezclar en un recipiente tu base de maquillaje líquida con polvos sueltos (sin excederte para que no cobre una apariencia acartonada).

Para un efecto piel luminosa, mezcla tus polvos sueltos con una sombra color oro o blanco nacarado. Efecto resplandor será incomparable.

Si tienes la piel muy grasa y no cuentas con un tratamiento matificante, aplica un poco de almidón de maíz antes de la base para absorber el exceso de grasitud. Los papeles secantes son la mejor opción para retocarse entre horas y evitar la aparición de brillos en la zona T.

Recuerda que los correctores e iluminadores deben ser un poco más claros que tu color natural de piel. Para ello debe coincidir con el tono de piel de la parte interna del brazo.

Correctores: la varita mágica de los maquilladores.

correctores

Los correctores son la herramienta ideal para ocultar las imperfecciones del rostro, siempre y cuando elijamos el color correcto y la textura que mejor se adapta a nuestro tipo de piel.

Manchas, ojeras, granitos, cicatrices y otros defectos desaparecen por arte de magia ante el toque maestro de la «varita mágica» de los maquilladores.

Existen muchos tipos de presentaciones en el mercado. Hay correctores en crema, en barra (stick), fluidos, en pincel o en lápiz. Técnicamente todos ellos cumplen la función de ocultar las imperfecciones, pero la elección de uno u otro debe hacerse teniendo en cuenta nuestro tipo de piel y el tipo de imperfección que deseamos camuflar.

Es importante tener en cuenta que los correctores secos se adhieren mejor y duran más, pero si vamos a aplicarlos sobre zonas del rostro con presencia de arrugas o líneas de expresión, los correctores secos podrían resquebrajarse con facilidad y hacer que sean todavía más notorias.

Así, al igual que sucede con otros productos cosméticos, tenemos un corrector para cada necesidad:

  • Para disimular las ojeras y círculos oscuros bajo los ojos, elije correctores fluidos y cremosos. Las presentaciones en pincel son muy prácticas para difuminarlos con precisión. Para un resultado óptimo, debes humectar previamente la zona con tu contorno de ojos habitual.
  • Si se trata de imperfecciones pequeñas (por ejemplo granitos o arañitas vasculares), el lápiz corrector es una buena opción ya que ofrece mucha precisión y permite cubrir exactamente el problema.
  • Para ocultar manchas solares o cicatrices, se requiere un producto de textura cubritiva y densa. En este caso la mejor elección son los correctores compactos en barra o crema ya que ofrecen una alta cobertura y duración.
  • En pieles maduras o con presencia de arrugas debemos optar por correctores fluidos que se aplican con pincel o esponjitas de látex. Sirven para ocultar las imperfecciones leves pero no se depositan en los surcos de la piel haciendo que se marquen las arrugas. Aquí es clave la calidad del producto.
  • Por último, si tu piel es más bien seca te recomendamos comprar correctores en crema ya que no se secan y resquebrajan con facilidad. Son muy cubritivos y duraderos pero para que se fijen bien es imprescindible que hidratemos nuestro cutis antes de su aplicación.

¿Qué corrector comprar?

Te mencionamos algunas posibilidades.

Max Factor Master Touch

Corrector de fórmula cremosa que trae un pincel incorporado para aplicar mejor en todas las zonas.

Max Factor Mastertouch Concealer

Max Factor Mastertouch Concealer

  • La fórmula difusora de luz oculta las sombras en un instante
  • El diseño fácil de usar del bolígrafo hace que la aplicación sea rápida y suave
  • El aplicador para suavizar la piel garantiza una perfecta fusión en su piel.
  • La punta de esponja de precisión ofrece exactamente la cantidad correcta
  • El aplicador garantiza una mezcla perfecta en su piel.

7,85€
Comprar en Amazon
Precio a la hora de escribir este artículo (Precio incl. tasas, condiciones de envio en Amazon)

Sisley Phyto Cernes Eclat

Corrector fluido con punta roll on metálica que refresca la mirada gracias a su fórmula de extractos metálicos. Permite cubrir imperfecciones leves.

Sisley Phyto Cernes Eclat Nº2 15 ml

Sisley Phyto Cernes Eclat Nº2 15 ml

49,95€
Comprar en Amazon
Precio a la hora de escribir este artículo (Precio incl. tasas, condiciones de envio en Amazon)

Maybelline The Eraser

Corrector fluido con esponjita incorporada. Especialmente pensado para borrar ojeras y pequeñas arruguitas del contorno de ojos.

Maybelline New York Instant Age Rewind Eraser Eye Concealer 05 Brightener Korektor pod oczy 6,8ml

Maybelline New York Instant Age Rewind Eraser Eye Concealer 05 Brightener Korektor pod oczy 6,8ml

  • Borra círculos oscuros y líneas finas
  • Disminuye la hinchazón debajo de los ojos
  • Los pigmentos coloreados despejan el área debajo de los ojos
  • Usar con o sin fundamento

7,70€
Comprar en Amazon
Precio a la hora de escribir este artículo (Precio incl. tasas, condiciones de envio en Amazon)

Shiseido Sheer Eye Zone Corrector

Corrector en pincel para cubrir las ojeras. Fácil de aplicar gracias a su textura fluida y de cobertura óptima.

Shiseido Corrector

Shiseido Corrector

29,32€
Comprar en Amazon
Precio a la hora de escribir este artículo (Precio incl. tasas, condiciones de envio en Amazon)

Kit corrector cremoso de Bobbi Brown

Viene en presentación doble, una crema no muy dura para aplicar y un polvo que sella el producto aplicado. Dura muchas horas y es de gran calidad.

Exclusivo kit de corrector cremoso Bobbi Brown en dorado

Exclusivo kit de corrector cremoso Bobbi Brown en dorado

Kit de corrector cremoso detalle: 1,7 g y polvo suelto de 8 g, ayuda a mantener los niveles de humedad de la piel para un aspecto suave, prácticamente sin líneas, impermeable, resistente al sudor y a la humedad, formulado con emolientes suavizantes de la piel y sílice. Cobertura media a cobertura completa de overviv, cónico y se fija en un kit portátil por BobbiBrown. El corrector se mezcla fácilmente para cubrir, levantar y alegrar círculos oscuros, mientras que el polvo prensado sin complicaciones es corrector para un uso duradero.

80,16€
Comprar en Amazon
Precio a la hora de escribir este artículo (Precio incl. tasas, condiciones de envio en Amazon)

Como puedes observar, en cuanto a correctores tenemos una gran variedad de opciones tanto en precios y calidad como en presentaciones del producto. Para finalizar te descubriremos algunos trucos útiles y poco conocidos que emplean los maquilladores profesionales para aplicar el corrector y sacarle mayor provecho.

Aplica el corrector como una experta

Aunque no lo creas, el uso adecuado del corrector puede marcar la diferencia en el acabado final de tu maquillaje. No te pierdas estos trucos y descubrirás lo sencillo que resulta conseguir una piel de porcelana aplicando sabiamente tus cosméticos.

¿Antes o después de la base?

Es curioso, pero muchas mujeres creen que el corrector se aplica siempre después de la crema hidratante y antes de la base de maquillaje.

Esto no es así. El corrector conviene aplicarlo sobre la base porque de este modo, se usa mucho menos producto para conseguir el resultado deseado y no hay que preocuparse por difuminar bien.

Corregir imperfecciones

Para luchar contra el enrojecimiento se necesita un poco de corrector verde, pero la manera de aplicarlo es muy importante.

Para tapar un granito hay que aplicar un toque de corrector verde en la parte superior de la rojez, antes de los polvos.

Para disimular las ojeras, se requieren correctores de color salmón o melocotón.

Y en el caso de las alteraciones de la pigmentación, el corrector amarillo es la mejor opción.

Te sirven para lograr un maquillaje de ojos estilo nude

Para que parezca que no tienes los ojos maquillados, pero a la vez no se noten imperfecciones, tienes que aplicar un poco de corrector a modo de sombra de ojos. Esto ayuda a que no se vean las venas. Pero ten en cuenta que si vas a usar sombra de ojos, no se debe aplicar corrector antes ya que puede marcar las arrugas.

La consistencia adecuada

Como te explicamos hace un momento, cada zona del rostro requiere un producto de diferente consistencia. Los correctores líquidos son mejores para las ojeras ya que la piel del contorno ocular es muy delicada. Para otras partes de la cara se pueden utilizar correctores en crema o en barras compactas.

La forma correcta de extenderlo

La mayoría de nosotras aplicamos el corrector antiojeras de forma horizontal, es decir, colocamos unas cuantas gotitas sobre la ojera y luego lo extendemos con la yema de los dedos o con ayuda de un pincel. Sin embargo, esta no es la forma correcta de hacerlo. Para lograr más luminosidad en la mirada los maquilladores profesionales aconsejan dibujar un triángulo invertido, cuya base coincida con los párpados inferiores y la punta en la zona superior de las mejillas.

Destacar las cejas y los labios

Para un maquillaje sofisticado que destaque la forma de tus cejas o de los labios, debes tomar un corrector claro y extenderlo sobre la parte superior e inferior de tus cejas. Haz lo mismo con el contorno de tu boca si lo que buscas es poner el foco de atención en tus labios. Luego difumina con mucha paciencia y esmero.

¿Y para evitar que se cuartee?

El hecho de que un corrector se agriete o cuartee sobre la piel tiene mucho que ver con la calidad del producto, aunque siempre durará menos en pieles grasas o en habitaciones aclimatadas con calefacción. Un truquito bastante eficaz consiste en aplicar el producto a la misma temperatura a la que está la piel (para conseguirlo puedes calentarlo un poco previamente en tus manos).

Si después de varias horas notas que el corrector comienza a correrse, presiona suavemente con un papel tissue sobre la zona para quitar el exceso de grasitud. Seguidamente, toma una esponjita de látex y retoca tu maquillaje dando suaves toquecitos hasta reacomodar el producto. Nunca arrastres la esponjita sobre la piel o conseguirás justo el efecto contrario al deseado.

¡Cuéntame qué te han parecido estos consejos!


También te puede interesar

Biografía

SomosBellas

Copywriter y periodista freelance en Emprendecontuweb. Me especializo en la redacción de contenidos optimizados para SEO en los blogs corporativos de mis clientes. Me apasiona la lectura y dedico parte de mi tiempo libre al cuidado de los animales.